3 COMENTARIOS

Descarga ilegal de música

 

descarga ilegal musica01 300x190 Descarga ilegal de música


Las descargas de música ilegal son uno de los problemas más recurrentes en la Internet, que viola los derechos de autor a un precio realmente muy alto. El problema no sólo radica en la pérdida de utilidades de las disqueras, artistas, estudios de grabación, etc., envueltos en el asunto, sino que deja entrever el vacío legal tan grande que existe frente a este problemática. Millones de usuarios (es imposible calcular siquiera un número aproximado de personas que incurren en esta práctica) “bajan” o descargan miles de temas musicales en redes P2P, enlaces especializados, sitios web, que no están intervenidas o controladas por alguna organización central. Aunque muchas de ellas son legalmente constituidas, contando todas las recomendaciones y los parámetros que exigen las leyes, el accionar de estos sitios en la Internet no es avalado integralmente por las constituciones tributarias. Si en el mundo digital imperara una única orden de abastecimiento de contenidos de diverso tipo, tal vez el embrollo como algunos lo denominan (porque en otros casos constituye hasta una valiosísima ayuda) disminuiría. Pero estas descargas musicales se producen con todo tipo de fines, incluyendo aquellos que pretenden sacar un beneficio económico creando CDS o DVD de diverso material, con lo que el asunto de la piratería electrónica alcanza grados no superfluos de epidemia virtual.

descarga ilegal musica02 212x300 Descarga ilegal de música

Algunas descargas de música ilegal incluso han perjudicado el accionar de muchos sistemas, por cuanto muchas de estas apropiaciones vienen acompañadas de toda clase de virus que alcanzan acciones realmente detestables. Daño de disco duro, confusión en los archivos, un comportamiento anormal en la navegación por la web, son algunas de las consecuencias que muchas personas han tenido que pagar por las descargas ilegales de música. Si el asunto se viera del lado del artista, podría sopesar como una gran contra la pérdida relativamente grande de ganancias por la no distribución comercial de su obra, pero por el otro lado contribuiría a la propagación de su creación que, de otro modo, no podría llegar a un alto sector del público reinante. De modo que: ¿la descarga ilegal de música por la Internet, es un asunto en realidad más de asuntos económicos directos que con la cuestión moral en sí? Si se tuviese el dinero suficiente para comprar todas las obras musicales de nuestro interés, ¿desaparecería esta acción instantáneamente? ¿Quién puede asegurarnos totalmente que no son los mismos artistas que ponen sus creaciones en esos lugares de descargas? Son tantas las dudas y pocas las respuestas concisas.

Etiquetas: , , , , , , , , , , , , , , , ,

Comentario:

  • Nicolas Caurel Martín

    soy muy gayyy! :D no se lo digais a nadie eh?!!

  • martti oliva koskela

    soy muy gayyyy

  • martti

    soy gayyy pero callaros esto lo protege la ley ¿?

Agrega un comentario:

Dinos que te ha parecido el contenido de esta nota.